Baños en invierno 08 de noviembre de 2014 08:17

 

Un perro, como nosotros, también necesita bañarse en invierno, no es sólo una necesidad que tenga que ver con la primavera y el verano sino que, al menos una vez al mes, es necesario bañar a los perros. Es cierto que cuando la época es más fría, como otoño e invierno, hay que procurar un poco más de precaución para que no se vaya a resfriar y no se enferme.

Lo primero que debes tener en cuenta es que, si en el verano lo bañabas afuera por el sol, en invierno tendrás que bañarlo dentro de casa, en una bañera o en un lugar donde lo puedas tener controlado y esté cómodo. Además hay que intentar que haya una temperatura constante y que el agua que uses esté templada. Una vez bañado hay que secarle el pelo. Esto puede provocar un problema porque hay perros que no soportan el sonido de un secador, así que hay que acostumbrarlo. Primero sécalo todo lo que puedas con una toalla y después intenta mantenerlo tranquilo mientras le pones el secador para secarle el pelo (no demasiado cerca porque le puedes quemar el pelo).

La limpieza de nuestros perros es una parte fundamental tanto en su salud como en la nuestra. Si tu perro tiene el pelo largo, debes tener aún más precauciones, pues al tener varias capas de pelaje resulta necesario que le pases varias veces la toalla y finalizar con el uso de una secadora. Si tu perro tiene el pelo corto también debes secarlo meticulosamente aunque resulta mucho más rápido.

Finalmente no te olvides de abrigarlos para que el frío no les haga daño, protégelo sin perder el estilo con alguna playera de Funky Perro.

Funkyperro Team